Migración venezolana sin perspectiva de disminuir en 2024

ARCHIVO

Aunque la migración latinoamericana había utilizado el Tapón del Darién en años anteriores, fue en 2023 que se convirtió en una “opción” para cientos de miles de migrantes que se dirigieron al norte del continente. Las cifras muestran que más de 500 mil personas cruzaron por esa peligrosa selva, siendo la nacionalidad venezolana la que más ayudó a la explosión de ese récord.Laura Dib es directora del Programa para Venezuela de la Oficina de Washington para Asuntos Latinoamericanos (WOLA) y explicó en el programa En Este País, que se transmite por la Red Nacional de Radio Fe y Alegría, que las cifras de venezolanos cruzando el Darién explican que la migración no se detuvo en 2023.“La situación en el Darién es demoledora. Según Migración Colombia, para el 2023 hubo más de medio millón de personas en tránsito por ese país y de ellos casi 400 mil fueron venezolanos. Eso denota dos cosas, la primera es que las personas siguen emigrando de Venezuela con necesidades humanitarias muy acentuadas y el otro elemento, es que la migración no se está dando por primera vez desde Venezuela sino de hasta segundas y terceras migraciones desde otros países”.Dib indicó en una entrevista para la cuenta @migramonitor que desde WOLA tuvieron la oportunidad de observar la realidad desde el mismo terreno luego de concretar una visita a Necoclí, Turbo y Apartadó. “Allí vimos como familias enteras cruzaban el Darién a pesar de que sus hijos tenían el PTP. Los niños por estar matriculados en un colegio tenían ese permiso, pero los padres no y por ello no podían trabajar legalmente”.Para WOLA, este panorama explica que la emergencia humanitaria compleja en Venezuela persiste, pero también denota que hay una insuficiente disposición en la región para dictar medidas de integración en esos países.

Siga leyendo en El Estímulo